"Porque 140 caracteres no son suficiente..."
-@deplaymaker-


Now


Sin Querer, Queriendo

Por: deplaymaker

Publicado: 13 de agosto de 2016 a las 12:00 pm


Esta última semana deportiva ha sido una cargada de más emociones que nuestra pasada decada. Hemos tenido básicamente de todo, controversia, reclamos, respuestas, victorias, retiros y la unión por horas de un país. Tal vez gran parte de esas emociones usted quiera adjudicárselas al increíble juego de Mónica Puig, sin embargo, yo tengo otro pensar.



Es obvio que las Olimpiadas levantan un sentimiento patrio que en ocasiones está dormido y despierta cada 4 años. Ver subir la mono estrellada, junto con la ilusión de escuchar nuestro himno en la sede de unos juegos Olímpicos, sin duda siguen siendo nuestro sueño frustrado. Pero no se equivoque, el orgullo de ver a nuestros atletas con o sin posibilidades de medalla es un privilegio que muchos aun valoramos.

Ayer en escuelas, centros comerciales, restaurantes, oficinas y donde hubiera un televisor, la imagen era la misma. Todos esperábamos la oportunidad de ver a 'Pica Power' pasar a la final del tenis, esperanzados en por fin conseguir ese ORO olímpico tan anhelado. ¿Pero se ha preguntado por qué hoy eso importa más que en cualquier otro momento? Yo sí... Y la razón de más peso que encuentro, son las expresiones hechas por Gigi Fernández. No solo las que hizo sobre Jaime Espinal, sino también cuando nos recordó que ella era la única atleta boricua en ganar oro a nivel olímpico, solo que vistiendo los colores de Estados Unidos.



¿No les parece una coincidencia que sea Mónica, una tenista también, la que pudiera cambiar la historia? La hazaña lograda por Mónica, coge una percepción mucho más grande cuando analizamos que entró 'unseeded' a estos juegos. Se ha llevado enreda a Muguruza #4 del mundo y a Kvitová #14. La misma Muguruza luego de su derrota dijo que a esa Mónica ella no la había visto jugar nunca. Obviamente nosotros tampoco. Mónica se ve con otra determinación, con otro nivel en su juego, con una sola misión, cambiar la historia deportiva del país para siempre.

Quizás para muchos le esté dando demasiado crédito a las expresiones de Gigi Fernández, pero si algo nos han probado estos juegos, es que nuestros atletas leen sus redes sociales. Los comentarios de Gigi fueron como sal sobre una herida que pensábamos ya había sanado y nos equivocamos. Sé que la mayoría reconoce que Fernández es la única atleta boricua en ganar oro a nivel olímpico, aunque no lo hiciera con nuestros colores. Pero también estoy seguro que la mayoría siente que ese 'bragging right' le debe pertenecer a alguien que en su pecho tuviera escrito Puerto Rico.

No crea que Mónica ignora la importancia de esta medalla dorada para Puerto Rico, pero de lo que si estoy seguro, es que también sabe lo que su medalla significaría para el legado de Gigi. Le arrebataría su más grande distinción. Tal vez suene algo descabellado, pero quizás esa sea la única forma de sanar aquella herida. Mónica tal vez le consiga a Gigi el perdón que jamás ha pedido y será gracias a ella misma.


Los que se quedaron

Publicado: +1a


Cuándo analizamos el año 2015, es bien complicado buscar los 5 atletas boricuas más destacados en ... Leer+